cocodrilo

embriágame el sabor de tu recuerdo
labios de whisky desabrido, hielos
en un vaso oscuro, un hedor puro
como alcohol etílico, cicatrizante
tu imagen en mis venas, en mi pecho
cuando te siento, te veo, volver
pero no lo has hecho, el tiempo vuelve
a tu encuentro, al mío, pero tú, no

ensúciame el color de tu ausencia
que es negra como un carbón
recién quemado, como el olvido, 
como un ayer
perdidos, enterrados, mientras te espero
con delantal sucio, ojos brillantes, jabonosos
pues limpian mis lágrimas la mancha
la multitud de puntos que dejó tu marcha

desángrame el dolor de tu dulce encuentro
cuando te vi, lagarto asomado
por sobre los puestos del mercado, escamoso
te deslizas por mi vida, absorbe tu mirada
el desliz cómodo de una palabra hablada
de una sonrisa nunca olvidada, suena el reloj
pero no te conozco, no te reconozco

protégeme el armadura de tu voz
que es suave, susurro oscuro en mi piel
blanca, pecosa, sucia después de tu mirada
y eres un soldado cobarde, pues huyes de la batalla,
como rehuía yo a tus ojos negros, pozos
de un color que no es color, es ausencia
es un laberinto en el que me pierdo por dentro
pues no estás, no los veo, sólo imagino
, recuerdo, que no has vuelto

enjuágame con tu risa helada
deslízame por entre piedras resbalosas,
nieve del color de pasos ignorados,
escríbeme un poema, no mates rosas
matemos papel y arranquemos sábanas
con nuestros dientes, filosos ojos
aliméntame con tus bromas, tus burlas
aliéntame con un número, una sonrisa

búscame, sabes dónde me encuentro
encuéntrame, sácame de este ensueño
suéñame, háblame, sálvame

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s